Guía paso a paso de cómo crear contenido para un blog de calidad

He creado esta guía a partir de mis experiencias para enseñarte paso a paso la forma de crear contenido de calidad para tu blog,

Escribir en un blog es algo que necesita mucha dedicación. Sin embargo, para hacer la tarea menos ardua, he creado esta guía a partir de mis experiencias para enseñarte paso a paso la forma de crear contenido de calidad para tu blog. Así que sin más… ¡empecemos!

Guía paso a paso de cómo crear contenido para un blog de calidad

Pasos para escribir contenido para blog con éxito

Paso 1: empieza por entender a tu audiencia

Puede que pienses que el primer paso a la hora de escribir un artículo para tu blog sea elegir el tema. Sin embargo, esto implica haber seleccionado e investigado previamente las personas a las que orientarás tu contenido.

¿Y por qué es tan importante detenerse en este paso? Porque si te lo saltas, probablemente escribas algo que no interesa a nadie. O lo que es igual de malo (sobre todo para las empresas), crearás un contenido para alguien que no es tu público objetivo.

Tu investigación en este punto, debe estar encaminada a descubrir qué necesita, cuáles son sus intereses, sus preocupaciones, sus problemas, … Para ello, la creación de buyer personas te puede ayudar con esta tarea.

Y una vez tengas claro todo esto…

Paso 2: ahora sí, elige el tema

Este es el momento de generar ideas. Estas son mis recomendaciones:

  • Ten siempre en mente a tu buyer persona.
  • Si ya llevas un tiempo publicando en tu blog, averigua qué tipo de contenido genera más interés.
  • Investiga los comentarios que hacen los usuarios al final de los artículos. Con ello, conocerás qué temas atraen más, cuáles son las preguntas/problemas más frecuentes, de qué les gustaría seguir aprendiendo, … En definitiva, pueden salir temas que quizás no se te habrían ocurrido de otra manera. Además, no tienes por qué limitarte sólo a explorar los comentarios de tu propio blog. Sino que también es útil que busques en blogs similares al tuyo, e incluso, foros.
  • Explora qué contenido circula ya por Internet.
  • Pregunta directamente a tu audiencia qué les gustaría leer.
  • También puedes tomar algunas ideas de Google Trends.

¡Aviso a redactores de blogs corporativos!

Si utilizas el blog como herramienta de apoyo para la comercialización de cualquier producto o servicio, debes tener en cuenta la etapa del proceso de compra en la que se encuentra el cliente potencial. Si necesitas ayuda para generar contenido según la etapa, este artículo sobre customer journey te puede servir.

Por último, recuerda que…

“Tu audiencia marca el tema”

 

Paso 3: haz una investigación de palabras clave (créeme, no te saltes este paso)

Y esto lo digo para que no te ocurra lo que me pasó a mí en mis principios. Resulta que puse todo mi esfuerzo en escribir varios artículos que nadie leyó. Y todo por las palabras clave. No porque las ignorase, sino porque no hice una buena investigación y selección.

Así que desde mi experiencia, aquí van mis consejos.

Cuando hayas decidido sobre qué tema escribir, haz una búsqueda y selección de keywords, basándote en los términos de búsqueda que utiliza tu audiencia. Para este trabajo puedes utilizar las siguientes herramientas:

  • Google Instant: que son los resultados que aparecen mientras escribes en el buscador de google. Esto te dará ideas de los términos que utilizan los usuarios para buscar.

google instant

  • Búsquedas relacionadas de Google: que son los términos que aparecen en la parte de debajo de la página de resultados de google y que están relacionados con los que hemos buscado. Al igual que con Google Instant, podrás descubrir otras variantes de palabras clave.

  • Una alternativa a las plataformas de pago como Semrush, puede ser el planificador de palabras clave de Google AdWords o la herramienta KW Finder, donde podrás medir el número de búsquedas mensuales y la dificultad de una keyword concreta. También, te servirá para obtener ideas nuevas de palabras clave a utilizar.

Presta atención a las dos métricas mencionadas (búsquedas y dificultad) porque si optas por un término con muy pocas búsquedas al mes y/o con una dificultad muy elevada, difícilmente conseguirás atraer tráfico web.

Y una última observación…

Puede ocurrir que tras haber hecho la investigación de palabras clave, te encuentres con que el tema del que pensabas escribir no tiene búsquedas mensuales. Por tanto, tendrás que volver al paso anterior (elegir el tema) para no caer en el error de generar un contenido que nadie busca.

Si todo está correcto, ¡puedes pasar a lo siguiente!

Paso 4: selecciona un título para empezar

El título que concretes antes de escribir tu artículo no tiene por qué ser el definitivo. La idea es que, para empezar, selecciones un título provisional que guíe tu redacción. Y una vez terminado el artículo, establece el título final que se adapte perfectamente a su contenido.

Algunas consideraciones sobre el título:

  • No debe superar los 69 caracteres, para evitar que aparezca cortado en los resultados de búsqueda de Google.
  • Debe contener la palabra clave principal.
  • Debe ajustarse al contenido del post, sin superar las expectativas del lector. Este tema es importante, y tiene más implicaciones de las que puede parecer. Ya que si un usuario pincha sobre el artículo (porque encontró atractivo el titular) y sale de la página rápidamente (porque no era lo que esperaba), el porcentaje de rebote se eleva. Y por tanto, el SEO de la web
  • Ha de ser atractivo, para que llame la atención del usuario y le impulse a hacer clic sobre el artículo.

Paso 5: no te tires de cabeza a escribir. Prepara la estructura

Suponiendo que ya te has documentado sobre el tema del que vas a hablar, no te pongas a escribir a lo loco y como te vayan surgiendo las ideas sobre la marcha. Es aconsejable que realices un guion previo.

Establece primero los títulos H1, H2, H3, … que organicen el contenido de tu post, teniendo en cuenta las palabras clave que hayas seleccionado. Y una vez tengas esta estructura, escribe en borrador las ideas que quieres expresar en cada apartado. De modo que cuando tengas todo esto, la redacción será mucho más fácil y ordenada, limitándose a rellenar cada apartado.

Paso 6: escribe pensando en tu audiencia

Ahora sí, ¡ha llegado la hora de escribir!

Mi consejo es que empieces por el cuerpo del contenido y dejes la introducción para el final.

Piensa en todo momento a quién te diriges y trata de ponerte en su piel. De esta forma, lograrás enganchar al lector y generarle interés en tu blog.  En este sentido, las historias y tus propias experiencias funcionan muy bien. Asimismo, los ejemplos también atraen bastante, ya que es la forma de entender mejor determinados conceptos.

Y para terminar, facilita la lectura utilizando:

  • Frases y párrafos cortos.
  • Conectores para enlazar las frases.
  • Negritas para resaltar.
  • Vocabulario sencillo y común para tu audiencia.
  • Y material visual (imágenes, vídeos, infografías, presentaciones, …) que refuerce el texto y haga la lectura más amigable.

Paso 7: cuida el seo del post

Estas son algunas de las consideraciones más relevantes que debes tener en cuenta respecto al posicionamiento SEO:

  • Acorta la URL del post. Es decir, no dejes la URL que se genera automáticamente a partir del título. Personalízala y elimina números, preposiciones y caracteres extraños.
  • Incorpora enlaces externos (hacia fuentes relevantes) e internos (hacia otras páginas de tu web).
  • Incluye palabras clave en tus títulos.
  • Optimiza las imágenes y añade etiquetas ALT con tus palabras clave.
  • Añade la metadescripción (no más 155 caracteres). Debes ser creativo en su redacción, ya que un usuario puede ver previamente si le interesa o no tu artículo leyendo la metadescripción que aparece en los resultados de búsqueda. En cuanto a la palabra clave, no es necesario que la incluyas dado que no afecta al SEO. Aunque sí es recomendable, puesto que las palabras clave que busca el usuario quedan resaltadas en negrita, lo que apela más su atención.

Paso 8: revisa (aunque te de pereza)

El post no está terminado si no ha pasado por revisión. Es una tarea que normalmente gusta poco. Pero que es importante si queremos crear un contenido con gran calidad.

Cuando termines de escribir tu artículo, déjalo reposar. Verás que, al cogerlo de nuevo para revisarlo, encuentras algún error (por pequeño que sea). Otra buena idea es pedir a alguien que lo lea, lo que te permitirá tener otro punto de vista, y redondear y finalizar tu artículo.

Paso 9: publica en redes sociales y mide

Por último y de forma muy breve, no desaproveches las redes sociales para difundir ese contenido que tanto trabajo tiene.

Asimismo, mide qué impacto ha tenido, y comprueba qué funciona mejor y cómo puedes seguir mejorando tus publicaciones de blog.

Y hasta aquí la guía paso a paso de cómo crear contenido para blog de calidad. Espero que te haya servido y que puedas poner en práctica estos consejos. Si tienes algún consejo que quieras compartir, escribe un comentario. ¡Me encantará aprender algo nuevo o contestar tus dudas!

 

Ana Saldaña Díaz
Ana Saldaña Díaz es Inbound Marketing Specialist y redactora en InboundMAS, una agencia orientada al negocio en Internet que ayuda a las empresas a alcanzar su máximo potencial a través de la estrategia online.

 

  1. Muy buen articulo, tomare algunas consideraciones para mis post.

    Algo que me funciona muy bien para la revisión es leer el artículo en voz alta, así salen a relucir algunos errores de redacción u oración que no se entienden bien y necesitan ser corregidas.

    Reply
    • Muchas gracias, Helpy.
      Buena idea! Es cierto, muchas veces cuando leemos para nosotros mismos parece que lo hacemos más rápido y podemos pasar por alto algunos errores.
      Éxito con tu blog!

      Reply

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Shares
Share This

Share This

Share this post with your friends!