¿Es el liderazgo bueno o malo?

Está de moda hablar de líderes y de liderazgo, como si antes nunca hubieran existido, siendo una figura necesaria e imprescindible para vender.

Está de moda hablar de líderes y de liderazgo, como si antes nunca hubieran existido parece que actualmente el único discurso válido para vender es el de una figura necesaria e imprescindible para guiar por el buen camino a un grupo de súbditos seguidores. Sobre todo, en el ámbito empresarial.

¿Es el liderazgo bueno o malo?

© ARochau – Fotolia.com

Líderes

Se habla de los líderes como si fueran dioses, envueltos en un aura de grandeza que algunos cuestionan si lo llevan desde el nacimiento o han trabajado para ello.

Se dice de ellos  que cultivan una actitud positiva entre sus seguidores, que enseñan, son humildes y constantes aprendices. Que nunca abandonan su rebaño, que tienen ansias por expandirlo pero no por dominarlo, puesto que no miran solo por su propio beneficio, sino que pretenden desarrollar y elevar a otros líderes.

Es cierto que el líder posee muchas cualidades positivas, pero también es cierto que no todos las usan para el bien común ni enseñan habilidades o actitudes que beneficien a todo un grupo, sociedad, etc. Todos sabemos que a lo largo de la historia han existido grandes líderes que han usado sus capacidades movidos por distintas ambiciones o fines, y un gran ejemplo es Gandhi y “el gran dictador” Hitler.

Líderes hay de muchos tipos y en todos los ámbitos. Pueden haber en cada grupo social, en las empresas, en las aulas, incluso hay que desde muy temprana edad ya tienen dotes de liderazgo y, ni siquiera son consientes todavía.

¿Qué tienen todos ellos y por qué la gente les sigue?

    • Tienen objetivos claros y los persiguen. Esto no significa que todos elijan acciones humanitarias para conseguir sus fines, eso sí, no les detiene nada.
    • Hacen que lo difícil sea fácil y siempre están preparados ante cualquier posible obstáculo. De esta forma, saben aprovechar las circunstancias y ver las oportunidades cuando las tienen delante.
    • Son conscientes de que no pueden lograrlo todo por su propia cuenta, por tanto harán uso de su astucia para sacar lo mejor de los demás, siempre guiado por sus objetivos.
    • Tienen buena oratoria y son grandes estrategas. Crean consciencia para que el resto se una a su causa, que termina siendo la de un grupo, por el sentido de pertenencia. Inspiran, crean entusiasmo y les invitan a la acción por un fin que ellos venden como el correcto.
    • Practican con el ejemplo, siendo conscientes de que les están viendo transmiten valor y entusiasmo. Se mueven con aparente seguridad, nacida también por la fuerza de los mismos seguidores, y los demás les respetan y confían en ellos.
    • Definen y apoyan a su equipo, siempre recordándoles que esperan de ellos y retándoles a la acción. Toman decisiones por los demás con el propósito de dominar su entorno.
    • Sus seguidores son personas a las que le gusta que les presten atención, que les aconsejen, les saquen de su mundo de incertidumbre y les solucionen sus problemas. De esta forma fortalecen la confianza.
    • Saben encontrar las respuestas que los demás necesitan oír.
    • Son inconformistas , revolucionarios, exigentes de explicaciones y luchadores incansables de aquello que ven como injusto.

Son, todos ellos, amantes de los cambios.

Dimmock dice que: “el liderazgo es un proceso de influencia social guiado por un propósito moral con el fin de construir capacidades para optimizar los recursos disponibles hacía el logro de metas compartidas.”

Un buen líder puede ejercer la moral desde el punto de vista de la bondad o de la malicia, porque un buen líder es aquel que es capaz de arrastrar a las masas hacía su propósito, sea cual sea su objetivo.

Sara CáceresSara Cáceres, en la red SaraCace, es profesional de la comunicación y la creación digital. Puede ayudarte con cualquier cosa que requiera del diseño gráfico, gestión de redes sociales y asesoramiento en comunicación o en entornos digitales. Su objetivo es compartir conocimiento y aprender cada día algo nuevo. En su tiempo libre colabora con una organización impartiendo valores entre los más jóvenes.

 

Puedes acceder a about.me/saracace para seguirla en las distintas redes sociales.

 

 

  1. Estoy de acuerdo contigo Sara. Un buen líder (Visionario) es aquel capaz de mover a las personas a ejercer un cambio con un objetivo común y depende de su moral si es para bien o en cambio es para el mal. Buen post. Un saludo

Comments are closed.

Shares
Share This

Share This

Share this post with your friends!