Me gusta Google+

Es posible que en términos generales las redes sociales empiecen a sufrir cierto agotamiento y algunos usuarios hayan dejado de encontrarle atractivo. Estoy seguro de que en muchos casos se debe a dos cuestiones. Por un lado las altas y erróneas expectativas que se crearon, y por otro la falta de entendimiento en cuanto a la utilidad comunicativa práctica que ofrecen. Y es en este último punto donde quiero centrar este post sobre Google+, en su utilidad.

Me gusta Google+, sí, I Like Google+. A buen entendedor pocas palabras bastan, y la primera referencia comparativa que se nos viene a todos a la mente está bien clara con la frase inicial.

No pretendo realizar un análisis numéricocuantitativo, no es mi intención a pesar de que últimamente he leído que mientras los usuarios activos de Google+ y Twitter aumentan, los de Facebook bajan. Bueno, en ocasiones estos comentarios llevan implícito cierto interés no confesado.

Derechos de foto de Fotolia

Es posible que en términos generales las redes sociales empiecen a sufrir cierto agotamiento y algunos usuarios hayan dejado de encontrarle atractivo. Estoy seguro de que en muchos casos se debe a dos cuestiones. Por un lado las altas y erróneas expectativas que se crearon, y por otro la falta de entendimiento en cuanto a la utilidad comunicativa práctica que ofrecen. Y es en este último punto donde quiero centrar este post sobre Google+, en su utilidad.

Yo no definiría Google+ como una red social, creo mucho más acertada la definición utilizada por Sonia Díez o Israel García: Google+ es una Capa Social, la perfecta culminación al entramado web de Google.

Como Capa Social vemos que Google+ está ya perfectamente integrado con el resto de sus herramientas. Hablemos de alguna de ellas:

Youtube: Se pueden ver vídeos en Hangout, es decir, puedes ver una película o cualquier vídeo alojado en la plataforma conjuntamente con tus amigos.

Calendar: Puedes crear una cita en tu calendario y compartirla como evento con los círculos que desees.

Gmail: La integración actual con Gmail es espectacular. Desde tu correo en Gmail puedes acceder, visualizar y responder a cualquier conversación pública o privada en Google+.

A pesar de esta definición de Capa Social y de que observando la “criatura” uno diría que probablemente Google nunca pensó en competir con Facebook o Twitter –esto tampoco me lo acabo de creer, al menos de forma rotunda- vamos a establecer algunas diferencias entre estas “herramientas” sociales. Vamos a hacer pues un ejercicio de imaginación: supongamos que Google+ es una red social, y ahora comparamos…

Privacidad

En cuanto a privacidad Google+ se lleva la palma de oro, y de largo. Evidentemente aquí no compite Twitter ya que todo lo que envías al TL es público –salvo DM-. Por tanto la comparativa se establece con Facebook.

La red de Zuckerberg supo ver –no era difícil, lo que no se es cómo no lo vió antes, si es que no lo vió. Porque yo más bien creo que no le interesó verlo- que el atributo fundamental para “vender” Google+ eran los círculos y las inmensas posibilidades que ofrecían. Rápidamente implementó un sistema similar pero nada funcional, escondido, difuso, poco creíble y para muchos incluso desconocido. Y es que una vez has destacado por importarte un bledo los datos de tus usuarios, es complicado hacerles creer que has encontrado el camino del bien y ya no vas a volver a jugar con ellos.

Organización y Acceso al Contenido

Google+ vuelve a barrer a sus oponentes. En Twitter tienes dos opciones para que el TL no te supere: Seguir a pocas fuentes y que estas sean relevantes para tus intereses, o tenerlas a todas bien organizadas por listas. Por lo que observo, ninguna de estas dos opciones se da frecuentemente.

Personalmente procuro aplicar con rigor la segunda opción. Soy un férreo defensor de las Listas de Twitter, pero me resulta mucho más sencillo, si cabe, organizar y encontrar información relevante gracias –de nuevo- a los círculos de Google+.

De Facebook en este apartado mejor no hablar. Si bien es cierto que para muchos Facebook últimamente se ha podido convertir en un patio de manzana –esto depende sólo de ti y de los amigos/páginas que aceptas/bloqueas- no es menos cierto que aun manteniendo cierto rigor a la hora de elegir amistades resulta muy farragoso segmentar el contenido, y no digamos acceder al mismo unos días después de su publicación. Esto resulta más bien imposible.

En cuanto a cantidad y calidad de contenidos sin duda la red de información por excelencia es Twitter, aunque es justo decir que influye en ello la cantidad de usuarios activos –Facebook tiene muchos más y no la recomendaría en este sentido-.

Si Google+ consigue aumentar el número de usuarios activos, y supongo que con ello la variedad del contenido compartido, estará en condiciones de disputar este trono a Twitter, mientras tanto me quedo con Twitter.

Búsqueda de Contenido

Nuevamente Google+ es muy superior. El contenido que publicas en Google+ no desaparece con el tiempo, al menos eso nos han contado. Pero lo mejor es la forma de acceder a ello, aquí Google despliega todo su poderío de búsqueda.

Podrás utilizar en su cajetín las mismas variables de su buscador y además segmentar por categorías: Personas y páginas, publicaciones, intereses, eventos, hangouts, ubicación, etc. Las posibilidades son infinitas, podrías incluso utilizar Google+ como un almacén de marcadores o como un PseudoEvernote –mira que palabrejo me acabo de inventar-.

Esto no tiene nada que ver con las posibilidades de Twitter Search. Nunca he podido encontrar un tuit antiguo cuando lo he necesitado, a no ser que haya tenido la precaución de guardarlo, por ejemplo, en mi Google+ -en mi propio círculo, uno que sólo veo yo-.

¿Búsqueda en Facebook? No pierdas el tiempo. Ni siquiera puedo encontrar a un amigo –con cuenta abierta- cuyo nombre conozco perfectamente.

Movilidad

Esta es a mi parecer la gran cojera de Google+. Respecto a movilidad pierde en cualquier comparativa. La aplicación oficial de Facebook para iPhone –es la que uso- es mala, lenta, poco intuitiva, con problemas para compartir enlaces y bastante cerrada para mi gusto, aunque ha mejorado mucho con la última actualización.

La plataforma que mejor solventa la movilidad es Twitter. Su (API) apertura ha favorecido la proliferación de aplicaciones que permiten incluso mayores funcionalidades que el entorno web –yo uso Tweetbot-.

En cuanto a Google+, le falta incluso lo más básico: no permite compartir de modo aceptable (rich) un enlace. Esto es inadmisible. Pero además, es bastante desilusionante seguir las publicaciones por el excesivo protagonismo que otorga a la imagen.

Desconozco además por qué extraña razón prevalece el negro en la app móvil cuando el blanco es la mayor seña de identidad y uno de los factores clave en el triunfo del buscador. En definitiva, la experiencia de usuario en la app móvil es realmente mala y sinceramente no entiendo qué está haciendo Coogle con esto, ya que una gran mayoría de usuarios consultan sus redes sociales desde el móvil.

Conversación ( y Hangout)

Google+ es el rey de la conversación. Twitter no está pensado para conversar. En una conversación no puedes estar pendiente de inventar un leguaje adaptado a la limitación de 140 caracteres.

Facebook lo resuelve algo mejor, pero tampoco mucho. Dudas y confusión en cuanto a la privacidad de las conversaciones, dificultades para configurar y utilizar menciones y notificaciones… en fin, me siento mucho más cómodo conversando en Google+, donde además puedo tener una conversación abierta –pública, privada, con dos, con tres, con vídeo, sin vídeo…- en la parte derecha de mi pantalla mientras realizo otras tareas, leo el correo en Gmail, veo un vídeo en Youtube, etc.

Las ya ámplias posibilidades comunicativas se ven aumentadas de forma exponencial con los Hangout o videoconferencias gratuitas. En este sentido hay mucho por avanzar, aquí un ejemplo: La revista musical Rolling Stone ha creado para el próximo 26 de octubre un Hangout en directo con el grupo indie-pop “La Habitación Roja”. Me puedo imaginar cientos de posibilidades… empresariales y particulares.

Integración con otras plataformas

El hermetismo que ha mantenido Google+ con respecto a su API es algo que tampoco logro entender. Recientemente la ha abierto a unas pocas empresas consolidadas como Hootsuite, pero poco más. Esto no facilita las cosas al usuario que no puede “compartir en Google+” desde su lector de feeds –a no ser que sea Google Reader, yo uso Feedly-, desde su Pocket, desde Buffer, desde Foursquare, desde Instagram, etc.

Sin duda alguna esto no sólo contrasta con la “imagen angelical y transparente” de Google sino que perjudica el aumento de visibilidad y por tanto de usuarios.

En este apartado, a la cabeza Twitter nuevamente.

Posicionamiento en buscador(es) y Authorship Markup

También conocido como “el chantaje de Google”, o dicho de otra manera, si quieres que tus artículos posicionen mejor en Google y que además aparezca junto a ellos tu foto como autor de los mismos, empieza a utilizar Google+.

Como explica Enrique Dans, Authorship Markup es un mecanismo de ida y vuelta que permite establecer la autoría de un artículo o página mostrando además una fotografía del autor. Para que esto ocurra has de tener un perfil en Google+ y realizar una serie de configuraciones en tu blog. A cambio, el Sr. Google tendrá la deferencia de convertir el clásico snippet que vemos normalmente como resultado en cualquier búsqueda en un rich snippet, mucho más vistoso, posicionable y clickeable.

Esta pequeña argucia junto con el intento de comenzar a valorar las búsquedas sociales, es decir, dar preferencia de alguna manera a aquellos resultados valorados por tus círculos, hacen presagiar que si el buscador sigue aglutinando casi un 90% de las búsquedas en España, al final los usuarios iran cayendo en Google+.

Y por si fuera poco, Google+ puede convertirse en tu propio blog –ya lo es para algunos-. No hay límite de caracteres y los posteos posicionan –dicen- bastante bien.

Ocio y Diversión

He querido incluir esta categoría por ser la única razón que se me ocurre para que alguien –entre los que me incluyo- utilice Facebook. En ocasiones paso tiempo en “la red azul” sólo porque allí es donde están mis amigos, los que están lejos y con los que no puedo tomar una caña. No los encuentro en Twitter y mucho menos en Google+, y este es precisamente el problema que puede tener esta “capa social”. Que Twitter acabe dominando el contenido, Facebook las relaciones sociales y Google+ se quede en Capa Social.

En resumen te diré que técnicamente y según mi uso personal, que no profesional, Google+ gana en casi todo. Twitter es la mejor en información, contenido y movilidad, y Facebook sólo vale para tomarse unas cañas virtuales.

De todo ello puedes deducir que Me gusta Google+, y si quieres probarlo puedes añadirme a tus círculos aquí.

Orlando Cotado Orlando Cotado es empresario emprendedor por vocación y amante de todo lo que tenga que ver con el marketing y las nuevas tecnologías. Ha co-creado dos empresas: Cartodesia y Ivan Cotado Diseño de Interiores. Escribe desde A Coruña en su blog El emprendedor primerizo, errando en busca del éxito.Tiene una página en Facebook, Emprendedor Primerizo, y un perfil en Google+.

  1. Pense que era de los pocos que pensaba que G+ es fantastico, pero veo que hay más usuarios que piensan como yo.
    Tanto la estructura en web como en móvil es mucho más sencilla y bonita que facebook…
    La pena es que en G+ está tan poco valorado que cuando recibes un +1 o un comentario te hace la misma ilusion que un niño pequeño.
    Buen post

Comments are closed.

Shares
Share This

Share This

Share this post with your friends!